En este sentido, Federico Pérez, presidente de la asociación Arrabales, ha expuesto que “cada vez nos llegan más personas. La ludopatía ya es un problema social con el que tenemos que convivir. Muchos de nuestros pacientes (con adicción a sustancias químicas) llegan, cada vez con mayor frecuencia, con el problema añadido del juego patológico o ludopatía, sobre todo jóvenes de entre 18 y 24 años. En nuestra entidad no atendemos directamente a menores de edad, aunque informamos a sus familiares y derivamos a otros servicios más concretos y adaptados para ellos, algo que empieza a ser una constante”. Tanto es así, que desde Aonujer confirman que “respecto a 2018, han aumentado los casos de personas adictas que llegan a nuestra asociación en aproximadamente un 30% , un crecimiento que es cada vez más rápido y que se corresponde a perfiles cada vez más jóvenes”.

Este problema está llegando a todas las esferas de la sociedad, “antes parecía que las personas adictas se correspondían a un perfil de bajos ingresos por ejemplo, pero esta adicción a juegos y apuestas online está cada vez más presente en toda la sociedad porque además, aparte de la facilidad de internet, se encuentran con salones de apuestas y juegos en cada esquina, con un acceso fácil y con un sistema de ‘enganche’ muy sencillo y fuerte”, ha denunciado Barroso.

Legislarlo para evitar la ludopatía

Los colectivos coinciden en que hay que regular este problema de la proliferación de salones de juego y de las publicidades que se permiten. “No es permisible que un jugador de fútbol referente te anime a apostar, o que un salón de juego tipo ‘búnker’ se encuentre a menos de 500 metros de un centro educativo o social”, un hecho que provoca que cada vez sean más los jóvenes que se ‘enganchan’ a esta adicción de forma ‘instantánea’. Precisamente, este pasado miércoles se discutía en el Parlamento de Andalucía una propuesta para regularlo, pero “es un problema cuya solución que debe ser concordada desde el Gobierno Central porque son los que realmente tienen competencia para ello”, ha confirmado el presidente de Aonujer.

 

La prevención es una de las soluciones a este tipo de problemas

Otro de los puntos en el que los expertos coinciden es en la prevención. “Es esencial que se realice un control parental de los menores en internet, aplicaciones y juegos online, ahora que tienen acceso a internet casi desde bebés”, para esto es imprescindible realizar talleres, charlas, conferencias en centros educativos, programas de difusión, etc. Desde las asociaciones se trabaja también “de forma preventiva, no solo actuamos con la persona adicta, sino con sus familiares y también con colectivos sociales” concuerdan los expertos consultados.

Huelva presentaba en 2012 casi 20.000 personas con problemas de ludopatía

Si nos remitimos a los últimos datos oficiales, el estudio epidemiológico realizado por FAJER y la Junta de Andalucía, confirma que ya en 2012 un 5,2% de la población andaluza tenía problemas con el juego, “y aquí aún no se incluía el juego y apuestas online”, mientras que en Huelva ese porcentaje crecía un punto más alcanzando el 6,2% de la población afectada por problemas de ludopatía. ¿A qué se debe? “Nos explican que Huelva posee una gran población flotante por el tema de la agricultura y es un colectivo que presenta este tipo de problemas”.

Quizás un 6,2% de la población no es un porcentaje que llame la atención, pero si se traslada a que más de 20.000 personas en Huelva y provincia han tenido y/o tienen problemas con el juego tomemos conciencia de que es un problema real y cercano, “y ahora aumentado con la creciente cifra de los adictos a los juegos y apuestas online”.  Y es que “el periodo para hacerse adicto al juego, antes era aproximadamente entre 3 y 5 años (hablamos del bingo, las tragaperras, etc.); sin embargo, los expertos reiteran que ahora el proceso se ha acelerado hasta llegar al año o año y medio para ser un adicto”.

Las asociaciones y centros se encuentran “desbordados”

Este crecimiento está provocando que “nos encontremos desbordados”, ha señalado Pérez. Cada vez son más las personas adictas, y más familiares, que toman conciencia del problema y buscan ayuda; por lo que los centros se encuentran, en muchas ocasiones, “saturados”. En Aonujer por ejemplo, “atendemos a más de 250 personas divididas en ocho grupos de terapia que distribuimos a lo largo de la semana”; en Estuario, “llevamos muchos años tratando a nuestros pacientes y familiares, incluso con un teléfono 24 horas (654560099 / 959251002)”.

Esta ‘epidemia invisible’ es cada vez más ‘visible’ y real en nuestra sociedad, y desde la misma se está reclamando a los partidos políticos que “legislen para evitarla, que les pongan más trabas y prohiban la publicidad o la apertura de estos centros a tan pocos metros de centros escolares, por ejemplo”. Ruletas electrónicas, apuestas online, apuestas de galgos, juegos y aplicaciones… Son muchos los estímulos a los que se enfrenta la sociedad y “sin educación, prevención y legislación será muy complicado luchar contra las adicciones”.

AONUJER

Logotipo Aonujer

959 28 50 78

De 9:15 a 13:15 y de 17:00 a 21:00

ISO 9001

Certificación ISO 9001 AONUJER

¿ERES ADICTO AL MOVIL?

Información sobre la adicción a móviles

EXAMÍNATE

UNA VIDA DEDICADA A AONUJER

Vídeo homenaje a Jorge Barroso Barrera. Una vida dedicada a AONUJER.

Nos apoyan...

Instituciones públicas que apoyan la labor de AONUJER